Resultados rápidos, pero no inmediatos

Resultados rápidos, pero no inmediatos

Hay que ser realista y pensar que, aunque al comienzo suponga un esfuerzo, los resultados —es decir esa pérdida de kilos de más— van a llegar, pero no el primer día. «Practicando running los resultados son rápidos, pero no inmediatos. Al menos hay que correr tres semanas, cinco días a la semana, para notar sus efectos en el cuerpo».

Hay que tener en cuenta una serie de consejos claves para evitar lesiones, practicar de forma correcta este deporte y no sucumbir en el intento.

Si nunca se ha sido aficionado al running, y es la primera vez que uno se sumerge en este mundo, hay que tener en cuenta que puede ser duro. Por eso,lo principal es estar mentalizado y tener muy presente que es posible que las fuerzas flaqueen en la primera salida, y que se pongan excusas para no volver a salir.

Si se espacia mucho entre la primera vez que se va a correr y la siguiente, es muy posible que ya no se vuelva a practicar. Lo ideal es que, si se ha tomado la determinación, que la continuidad sea la prioridadEn cada salida se notará menos esfuerzo y más fuerza, lo que aumentará la motivación y el rendimiento.